Pequeño LdN


¡Supermédicos!, por Santi Viteri

Científicos, investigadores, sabios y locos. Cada 15 días aprenderemos algo sobre la vida de los hombres y mujeres que descubrieron todo lo que sabemos hoy sobre las enfermedades y cómo funciona el cuerpo humano. Son ¡Supermédicos!. El autor es médico especialista, y tiene una columna sobre salud. Los dibujos son de Matías Elgueta.

Emil Adolf von Behring: “El salvador de los soldados”

Santi Viteri | 6 marzo 2010

Emil nació en 1854 en la ciudad de Hansdorf, en un país que ya no existe llamado Prusia. Hoy en día Hansdorf pertenece a Polonia. Era el mayor de trece hermanos y muy estudioso, pero con una familia tan grande sus padres no tenían dinero para mandarle a la Universidad. Así que Emil se alistó en el ejercitó para poder estudiar medicina. Pronto se convirtió en cirujano militar, pero aprovechaba todos los ratos libres que tenía para investigar y hacer experimentos. Quería descubrir algún medicamento para curar infecciones, porque entonces no existían los antibióticos y muchas personas enfermaban y morían sin que se pudiera evitar. Después de muchos intentos dio con una sustancia llamada “Iodoformo” que servía como desinfectante, porque anulaba las toxinas de muchos gérmenes.

Fue entonces cuando el general de su regimiento se dio cuenta de que aquel chico prusiano tan serio y callado podía llegar a ser un gran científico y decidió mandarlo a estudiar con el profesor Koch, uno de los sabios más importantes del país.

¡Emil estaba encantado! Con el profesor Koch y su equipo se dedicó de lleno a la investigación de una enfermedad muy grave llamada Difteria. Las personas enfermas de difteria tienen fiebre, el cuello se les hincha (los médicos lo llaman “cuello de toro”) y les cuesta respirar. Emil estudió la difteria del derecho y del revés e hizo un montón de experimentos con cobayas (una especie de roedores muy simpáticos). Después de mucho tiempo intentándolo descubrió cómo curar a los cobayas enfermos. ¡Había inventado el “suero de Behring”! Y lo mejor es que también funcionaba con los humanos. Muchos miles de personas se curaron gracias al “suero de Behring” así que nuestro amigo Emil se hizo famoso. Tanto que le dieron el premio Nobel de medicina en 1901. El emperador de Prusia estaba tan contento que le hizo caballero, y desde entonces nadie le llamaba Emil, sino que le decían con mucho respeto “Señor von Behring” (bueno, sus amigos seguían llamándole Emil).

Pero no terminaron ahí sus descubrimientos. Unos años después preaparó un tratamiento contra el Tétanos, que era otra enfermedad muy grave que sufrían sobre todo los soldados. Por eso desde entonces, todo el mundo recuerda a Emil von Behring como “El salvador de los soldados”.


Si quieres saber más, prueba a buscar cosas sobre…

Prusia
Emil von Behring
Robert Koch
Difteria
Tétanos


Comentarios

  1. m3gan [oct 21, 14:34]

    me encantaria que mencionen exactamente porque fue condecorado por los premio nobel.
    gracias

  2. Santi Viteri [nov 2, 02:17]

    Hola m3gan:
    En la wikipedia puedes encontrar este párrafo que responde a tu pregunta:

    “Poco después hizo públicos los resultados de su trabajo sobre la aplicación del suero contra la difteria, en el que demostraba que el poder de resistencia a la enfermedad no reside en las células del cuerpo, sino en el suero sanguíneo libre de células. Por este trabajo obtuvo el primer Premio Nobel de Fisiología y Medicina en 1901.”

Deja un comentario

Recordar

Sobre Pequeño LdN



Archivo:

  • Listado de números
  • Mostrar columna

Créditos:

Un proyecto de Libro de notas

Dirección: Óscar Alarcia

Licencia Creative Commons.

Diseño del sitio: Óscar Villán

Programación: Juanjo Navarro

Mascota e ilustraciones de portada: Antonio G. de Santiago

Desarrollado con Textpattern


Contacto     Suscripción     Aviso legal


Suscripción por email:

Tu dirección de email: